Aspiran convertirse en patrimonio inmaterial de la nación las tonadas trinitarias

Patricia Lazo Rodríguez

Arte de espectáculo constituye la categoría que clasifica a las Tonadas Trinitarias o Fandangos, como también suelen llamarse. Michel Morales Saura, representante de la agrupación y Rosa Nibia Marrero Abreu, directora y vocalista, —con la tutoría de Enriqueta del Carmen Ramírez Caro, directora del Museo de Historia— redactan el expediente que puede otorgarles la condición de Patrimonio Inmaterial de la Nación Cubana, una vez aprobado por el Centro de Patrimonio Nacional.
Dicho expediente demuestra la importancia de las tonadas trinitarias como parte del legado histórico del siglo XIX. Las entidades locales reconocen el valor patrimonial inmaterial que representa, y por ello, cuenta con el apoyo de instituciones como el Museo de Historia, la Oficina del Conservador de Trinidad, la Asamblea del Poder Popular, el Ministerio de Cultura y Cultura municipal, el Centro de la Música Provincial, Patrimonio Provincial y Municipal, la Uneac y otros, expresó Morales.
Para visualizar y socializar la tradición musical —con diferentes grupos etarios— las Tonadas Trinitarias desarrollan talleres, cursos, conferencias, conversatorios y presentaciones. “Cada uno de los eventos o encuentros realizados se efectúan con la intención de cultivar y desarrollar el sentido de pertenencia por la tradición de las Tonadas Trinitarias”, expone Enriqueta del Carmen.
El talento infantil no queda de lado como sector social de interés para la enseñanza de las tonadas. Rosa Nibia comenta que “se trabaja en talleres infantiles para el aprendizaje de esta tradición en las nuevas generaciones”.
La agrupación tiene un total de 15 integrantes activos, quienes han realizado presentaciones en actividades locales, provinciales y nacionales. Michel Morales precisó que “han representado la ciudad de Trinidad en galas culturales de la semana de la Cultura, así como en la Bienal de La Habana y el evento de “La Primada a la Real y Maravillosa”, donde se invitó lo más representativo de la cultura de las villas fundacionales, para homenajear el 500 aniversario de San Cristóbal de La Habana”.
Hoy, trabajan en la realización de un video clip y un CD patrocinado por la Oficina del Conservador de Trinidad, además de un documental Monográfico con una productora internacional. Todo en función de la puesta en valor de las Tonadas Trinitarias como elemento representativo del patrimonio inmaterial.
Al ser una tradición oral que ha pasado de generación en generación, la carencia de documentos y la avanzada edad de sus portadores ponen en peligro toda información referida a la creación de las tonadas. Por ello, la redacción del expediente repercutirá significativamente en la continuidad y salvaguarda de las tradiciones culturales autóctonas en la localidad.

You may also like...

1 Response

  1. Michel Morales Saura dice:

    Exelente reseña de nuestro trabajo en estos años. Muchas gracias a la Oficina del Conservador, a sus directivos y cada uno de sus trabajadores por su colaboiracion y ayuda. Ha la autora de este articulo Patricia Lazo Rodríguez. y a todos los que de una forma u otra nos apoyan cada dia para poner la cultura de Trinidad en el lugar que se merece.
    Tonadas Trinitarias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *